Todo lo que debes saber sobre el gluten cuando tienes SOP

  • Con SOP es mejor evitar o reducir al menos ciertos alimentos que podrían empeorarte.

  • En estos alimentos es donde se encuentra el gluten. Mira si debes evitarlos.

  • Estos son los efectos que tiene el gluten en tu cuerpo cuando lo consumes.

Cuando pareces SOP es mejor que evites o reduzcas ciertos alimentos. Entre ellos, los procesados, los que llevan azúcares añadidos y los que contienen lactosa o gluten.
Y quizá no encuentres ninguna relación entre estos alimentos y tu padecimiento, por lo que es mejor explicar qué es el gluten y cuál es su función en la alimentación.

El gluten es una proteína

Se encuentra en diversos cereales. Principalmente el trigo y la cebada, pero también está en menor medida en la espelta, el centeno o la avena.
Esta proteína ayuda a dar una textura jugosa y resistente a los alimentos que lo contienen.
Puedes encontrarla en productos como chocolates, gomitas, embutidos o salsas.
El gluten en sí no es perjudicial para la salud. Pero en el caso de ciertos trastornos, como el SOP, si puede provocar desequilibrios e incrementar los síntomas.
Notas relacionadas:
Todo lo que debes saber sobre la hemorragia por ovarios poliquísticos
Consejos para controlar tu SOP de manera natural
Lencería curvy: lo que necesitas para aumentar tu autoestima sin importar el peso

Así te afecta el gluten

Tus ovarios producen más testosterona de lo que deberían. Además, en muchas ocasiones mujeres con SOP presenta resistencia a la insulina, que está muy ligada al funcionamiento de los ovarios.
Una dieta saludable te ayudará a regular tus niveles hormonales de manera natural, facilitando que tus ovarios funcionen con normalidad.
Pero una alimentación simplemente saludable no es suficiente. Es preciso que esté adaptada a las necesidades específicas de tu organismo, que debido al SOP tiene unas características especiales.
Si tienes resistencia a la insulina deberás elegir productos con un bajo índice glucémico, entre ellos el gluten.
Por ejemplo, podrías tener una intolerancia subclínica que provoca que los desajustes hormonales se acentúen.
La intolerancia o sensibilidad al gluten, sea en la medida que sea, puede provocar inflamación. Esta se produce cuando los alimentos que contienen gluten se pegan a las paredes del intestino.
Éste reacciona inflamándose como forma de defensa. Y desde fuera, eso te sienta fatal: tienes pesadez, te cuesta hacer la digestión y puedes sufrir ardor de estómago o acidez.
Si sospechas que puedes tenerla porque tus digestiones son más pesadas de lo normal, te proponemos evitar el gluten en todos los alimentos que ingieras durante tres semanas más o menos.
Observa las reacciones de tu cuerpo durante ese periodo de tiempo para comprobar si te sientes mejor.
En caso de que hayas notado cambios positivos (en tus digestiones, peso, hinchazón, etc.), es muy posible que tengas una pequeña intolerancia, por lo que te vendría bien continuar sin tomar gluten o reducir su consumo.
Ten en cuenta que aunque ahora no lo notes, puede que con el tiempo acabes desarrollando una intolerancia al gluten.

Alimentos libres de gluten

Cereales como el maíz, el trigo sarraceno, la quinoa, el amaranto, el mijo, el arroz o el teff no contienen gluten.
Busca productos que indiquen explícitamente sin gluten en su empaque ya que es posible que contengan ciertas trazas si han estado en contacto con otros productos.

Recuerda que cuidar tu alimentación te ayudará a mejorar los síntomas de SOP para sentirme mejor contigo misma y con tu cuerpo.

Una alternativa está en los tratamientos con myo-inositol. Es un compuesto orgánico presente en alimentos como legumbres, avena o germen de trigo. Se ha comprobado que ayuda a regularizar periodos menstruales irregulares, exceso de testosterona (que provoca exceso de vello o acné), al igual que permite la maduración de óvulos para que sean fértiles.